Recuperación del IVA repercutido en caso de impago total o parcial de la factura. Supuesto de Deudor en Concurso de Acreedores:

Recuperación del IVA repercutido en caso de impago total o parcial de la factura: Supuesto de deudor en concurso de acreedores

 

La ley del IVA, en su artículo 80, contempla varios supuestos en los que resulta posible rectificar aquellas facturas que, habiendo sido emitidas y declaradas en la correspondiente autoliquidación, resultan impagadas por nuestro cliente.

En el caso de que nuestro deudor se encuentre en situación de Concurso de Acreedores, el Art. 80.3 de la Ley del IVA, señala que “la base imponible podrá reducirse cuando el destinatario de las operaciones sujetas al Impuesto no haya hecho efectivo el pago de las cuotas repercutidas y siempre que, con posterioridad al devengo de la operación, se dicte auto de declaración de concurso. La modificación, en su caso, no podrá efectuarse después de transcurrido el plazo de dos meses contados a partir del fin del plazo máximo fijado en el número 5º del apartado 1 del artículo 21 de la Ley 22/2003, de 9 de julio, de la Ley Concursal”.

Dicho artículo, señala que “el llamamiento a los acreedores para que pongan en conocimiento de la administración concursal la existencia de sus créditos, en el plazo de un mes a contar desde el día siguiente a la publicación en el «Boletín Oficial del Estado» del auto de declaración de concurso, conforme a lo dispuesto en el artículo 23”. Por lo tanto, en caso de que el deudor se encuentre en concurso de acreedores, el plazo para poder realizar la modificación de la base imponible mediante la emisión de la correspondiente factura rectificativa será de 3 meses, contados desde el día siguiente a la publicación  en el BOE  de la declaración del concurso.

Una vez realizada la modificación de la base imponible mediante la emisión de la correspondiente factura rectificativa, dicha corrección, deberá  quedar reflejada  en la declaración-liquidación correspondiente al periodo en que se ejerció la deducción, tal y como señala el artículo 114.Dos.2º, segundo de la ley del IVA.

Una vez expedida la correspondiente factura rectificativa de la inicial que ha resultado impagada, existe obligación de enviar al destinatario de las operaciones dicha factura en la que se rectifique la cuota repercutida. Igualmente se establece la obligación de remitir la mencionada factura a la administración concursal. Esta factura rectificativa además de contener los datos de cualquier otra factura, deberá incorporar los siguientes:

  • Número de serie especial.
  • Hará constar su condición de documento rectificativo y el motivo de la rectificación.
  • Deberá contener los datos identificativos de la factura o documento sustituido, así como la rectificación efectuada.

 La emisión de la factura rectificativa también deberá comunicarse a la Administración Tributaria, en el plazo de un mes a contar desde la fecha de expedición de la misma.

En dicha comunicación se hará constar la modificación de la base imponible que se ha llevado a cabo, reflejando en la misma que no se refiere a créditos garantizados, afianzados o asegurados, a créditos entre personas o entidades vinculadas, ni a operaciones cuyo destinatario no está establecido en el territorio de aplicación del impuesto ni en Canarias, Ceuta o Melilla. Deberá aportarse copia de la factura rectificativa, con indicación de la fecha de expedición de la factura rectificada.

A partir del RD 828/2013, de 25 de octubre se exige al acreedor, como condición para la modificación de la base imponible, la acreditación de la remisión de la factura rectificativa al destinatario.

La reducción de la base imponible del impuesto obligará al destinatario de la operación (deudor) a practicar la minoración oportuna del IVA soportado en la autoliquidación de IVA correspondiente al período impositivo en que la reciba; de esta forma, el cliente moroso será deudor por la cuota del IVA directamente ante la Administración.

Finalmente, hay que tener en cuenta que una vez practicada la reducción de la base imponible, ésta no se volverá a modificar al alza aunque el sujeto pasivo obtuviese el cobro total o parcial de la contraprestación, salvo cuando el destinatario no actúe en la condición de empresario o profesional. En este caso, se entenderá que el Impuesto sobre el Valor Añadido está incluido en las cantidades percibidas y en la misma proporción que la parte de contraprestación percibida.

Título
Recuperación del IVA repercutido en caso de impago total o parcial de la factura. Supuesto de Deudor en Concurso de Acreedores
Descripción
Rectificación de facturas que habiendo sido emitidas y declaradas en la correspondiente autoliquidación, resultan impagadas por el cliente. Analizamos el supuesto en que el deudor se encuentre en concurso de acreedores.
Responder